© Emi del Piccolo

© Penique productions

© Penique productions

Arte Hace 4 semanas

Entrevistamos al fundador de Penique productions, que expone en La Plataforma hasta el 31 de mayo

La galería La Plataforma prorroga la exposición [m²] de Penique productions que se podrá ver hasta el 31 de mayo. Hemos podido entrevistar al fundador de Penique productions, Sergi Arbusà, que nos habla del presente y el futuro del proyecto.

Penique productions surgió el 2007 en Barcelona y ha creado hasta el día de hoy instalaciones efímeras que se han podido ver en lugares como París, Milán, Hildesheim, Rio de Janeiro o Beirut. Ahora presenta por primera vez su obra física en el Poblenou Urban District. Además, para clausurar la exposición en La Plataforma, el 31 de mayo, presentará una de sus instalaciones que cubrirá toda la galería.

Aquí podes leer unos fragmentos de la entrevista:

Vuestras instalaciones efímeras han sido presentadas alrededor del mundo, pero en la exposición [m²] en La Plataforma encontramos por primera vez el formato del metro cuadrado, en el que la instalación efímera se convierte en una obra de arte permanente que el público puede adquirir. ¿De dónde surgió la idea de transformar vuestros globos en estas obras de aspecto pictórico?

El nombre de la exposición juega con dos significados del m2. El metro cuadrado es una unidad espacial y nuestras instalaciones efímeras se relacionan intrínsecamente con el espacio y la arquitectura. A la vez el m2 es la medida de nuestras obras: el material con el que hacemos nuestras instalaciones lo transformamos en este objeto matérico, en esta memoria; y todas miden un metro cuadrado.

La idea surge de nuestra constante preocupación por crear memoria, sobre todo registros. Nuestras instalaciones son efímeras, por ese motivo siempre intentamos documentarla con fotografías, videos, para que estas piezas existan a largo plazo.

A la vez en nuestras instalaciones hay una materialidad muy presente y siempre hemos pensado en cómo aprovechar ese material, cómo reutilizarlo. Utilizamos una cantidad significativa de material y es un material limpio, fácil de trabajar por lo que desde hace años hemos intentado encontrar una forma de crear una memoria física. En 2021, llegamos a este resultado, transformando las cualidades del material, endureciendo y creando estos bloques de aspecto pictórico que pueden colgarse en la pared. Nos gusta porque cumple la función de memoria, de vestigio, pero a la vez formalmente nos parecen muy potentes.

 

El color es un protagonista imprescindible de vuestra obra, ¿Qué importancia tiene para ti y en tu obra? ¿Cómo escoges de qué color será cada instalación? ¿Tiene que ver con el cliente, el espacio, o depende de tu intuición?

Es evidente la presencia del color en las piezas, tanto en las instalaciones como en el objeto. Nos gusta jugar con este aspecto: con el color como generador de emociones, de percepciones, la carga simbólica que tiene el color. El color va implícito y entrelazado con cada obra.

El espacio muchas veces grita el color, todo parte del espacio. Cuando se nos hace menos evidente lo decidimos haciendo otras relaciones y conexiones.

Cuando hacemos una colaboración damos un paso al lado y somos los escenógrafos de algo que sucederá dentro de la instalación. En estos casos el color viene condicionado por la colaboración, la marca, el cliente. Por ejemplo: las obras que hicimos con J Balvin, dónde trabajamos con él para los videos de su álbum Colores. Cada canción tenía un color, ahí el color venía dado por el contexto específico del cliente.

Otro ejemplo es la instalación que hicimos en Hildesheim, en una iglesia del S.XI. Quisimos jugar con dos aspectos: por un lado, las características simbólicas y jerárquicas del color lila en la religión. Por otro lado, le quisimos dar un giro y utilizar el color para resignificarlo: por su conexión con el movimiento feminista, con los movimientos LGTBIQ+. Nos parecía claro que tenía que ser lila.

 

Las obras que presentas en la exposición tienen una vida dual, podríamos decir que han vivido experiencias antes de convertirse en lo que son hoy día y llegar a las paredes de la galería. ¿Crees que es importante conocer tu proceso de creación para entender y conectar con las obras en su forma final; o si el espectador puede vincularse a ellas de forma autónoma, creando así nuevos significados?

Sí y no. Sí, porque estas obras existen por lo que han sido. Esa relación entre la experiencia y la obra final es determinante para entender el proceso, porque lo que nosotros generamos son las experiencias, las instalaciones, no somos creadores de obra en dos dimensiones. En este sentido, sí nos gusta que haya esa relación con un momento y un espacio específico, que las obras que hoy se pueden ver en La Plataforma se lean como vestigios de la instalación que fueron.

Pero tenemos que reconocer que estas obras funcionan solas a nivel formal, tienen suficiente carácter, potencial formal y estética para funcionar por sí mismas. Puedo entender que una persona escoja una pieza porque ha estado en ella y tiene esa relación personal con la experiencia a la que hace referencia. Pero también puedo entender que una persona se apasione por la forma final de estas piezas, le gusten por cómo le queda en casa, por el color, por la forma que ha generado el plástico. Eso no le quita valor porque es otra forma de colaborar, que ayuda en el desarrollo del proyecto. La estética es una vía de entrada y una vía de continuidad para nosotros.

El material ha pasado indispensablemente por un uso y una experiencia, ha sido una obra y deviene otra. Y esa transformación es parte de la obra.

 

Con esta exposición, además de vuestro vínculo con la materia y todo lo sensorial que ya conocíamos a través de vuestras instalaciones, descubrimos vuestro interés por el proceso de transformación de esta. Debes haber conocido muy bien el material antes de llegar al resultado final de la transformación: ¿Qué es lo que más te interesa al indagar en la transformación de los materiales?

El plástico me interesa por todas sus cualidades y entre ellas cómo se comporta y se transforma bajo ciertas condiciones. Nos ha parecido siempre un material precioso, por las posibilidades que tiene tanto en el arte como en la vida.

El material que utilizamos es un material eterno, tanto para lo bueno como para lo malo, y somos conscientes de ello. Entendemos la preocupación que hay a veces al ver nuestra obra, alguien que la observa puede pensar que estamos contribuyendo a la contaminación con plásticos. Nosotros no somos expertos, pero no tenemos intención de que el material que utilizamos acabe en la tierra, lugar donde puede tardar siglos en descomponerse. Todo el polímero de baja densidad que utilizamos (el mismo material que se fabrica para las bolsas de basura) es reciclado (menos el de color blanco), es algo que ya hay en el mercado y que nosotros queremos que sea eterno.

Nos han propuesto muchas veces que utilicemos plástico biodegradable: de patata, de algas, de maíz. Entendemos la importancia que tienen estos materiales biodegradables en el mercado, pero tienen fecha de caducidad. Nosotros no buscamos algo que desaparezca, ni que se biodegrade, ni pagar un material que caducará y tendrá que ser desechado porque no podremos utilizarlo.

El plástico es un material perfecto, pero mal utilizado. Lo que debemos evitar no es el plástico, sino los plásticos de un solo uso. Porque sabemos que es un material muy duradero e infinitamente reciclable.

 

Como has explicado, tu obra se inspiró en un primer momento en artistas como Christo y Jeanne-Claude, ¿Cuál dirías que es tu mayor fuente de inspiración fuera del arte? ¿De qué se nutre tu creatividad?

Todo, todo es una fuente de inspiración. Es verdad que en un principio la obra está muy influenciada por estos dos artistas, que conocí personalmente cuando dieron una charla en la Universitat de Barcelona en 2007, cuando yo estudiaba. Conocí su obra y me apasionó: por las cualidades del material, de cómo este ocupa espacios y puede transformarlos.

Fuera del arte, es complicado decirlo, porque el arte no es un ente hermético y está entremezclado con todo. Pero mi entorno, mis amigos, mi familia, los viajes que hago, la gente que conozco. Todo puede llegar a ser una fuente de inspiración.

Incluso el proceso de creación en sí mismo. Es verdad que la técnica que utilizamos: unir el plástico con cinta y utilizar un ventilador para hincharlo, ha sido desde el principio la misma. Pero hemos aprendido mucho durante el proceso de factores como el aire, los movimientos y fuerzas, la física en general es una gran fuente de inspiración para nosotros y ha sido una gran maestra. Nos han pasado cosas que nos gustaría haber aprendido antes, porque no somos físicos ni ingenieros, pero la física y la ingeniería son parte esencial de nuestra obra.

 

¿Cómo ves el futuro del proyecto, hacia dónde va Penique productions? ¿Cuál sería, idealmente, un proyecto que te gustaría realizar en un futuro próximo?

El futuro es el presente, y con la presentación de esta exposición en La Plataforma estamos viviendo el futuro de Penique productions. Hemos conseguido materializar nuestras instalaciones, que muchas veces no daban beneficio de por sí, en obras que pueden ser adquiridas, con lo que se puede apoyar a que el proyecto siga funcionando. Nosotros desde el principio hemos buscado lugares interesantes para hacer nuestras instalaciones, proponemos los proyectos en estos lugares y nos abren las puertas, pero no hay soporte económico detrás, o hay muy poco.

Con la transformación de las instalaciones efímeras en obras físicas permanentes, hemos encontrado la forma de seguir financiando este proyecto que nos apasiona y que queremos seguir llevando a muchos más lugares, no solo a lugares en los que nos paguen, también poder hacer proyectos de todo tipo.

El proyecto que queremos realizar en un futuro próximo es seguir llegando a espacios que nos gusten, que nos parezcan interesantes y hacerlo con el soporte del público que puede adquirir, ahora sí, obras en formato físico.

 

Dentro de tus planes futuros, ¿Te gustaría trabajar con Poblenou Urban District? ¿Has pensado en hacer una macro instalación en el Distrito Creativo?

Claro, estoy encantado de estar por fin en el Poblenou, tengo muchas ideas para el Distrito Creativo. Empezando por la presente exposición en La Plataforma, con el globo que instalamos para AR-DE en abril. Y esperando con muchas ganas el globo que vamos a instalar para clausurar la exposición el 31 de mayo. Vamos a cubrir esta vez la galería por completo, con un globo que irá de punta a punta de la galería, para que todo el mundo pueda vivir la experiencia en toda su magnitud.

Pero sí, siempre estamos abiertos a propuestas, tenemos muchas ideas y esperamos estar presentes en el Distrito Creativo, La Plataforma y el Poblenou Urban District en el futuro inmediato y a largo plazo.

PUEDES VISITAR [M2] DE PENIQUE PRODUCTIONS EN LA PLATAFORMA HASTA EL 31 DE MAYO
EL 31 DE MAYO PODRÉIS DISFRUTAR DE LA INSTALACIÓN EFÍMERA EN LA PLATAFORMA